ATRAVESANDO LOS DESIERTOS

El Señor quiere cosas grandes para nosotros, pero lo grande de Dios está en lo oculto y por el hecho de estarlo tendremos que saber buscarlo y encontrarlo e igualmente debemos tener una línea de entendimiento de dónde vamos a hacerlo.